La Peña del Águila

Bueno, un año más me cojo vacaciones… solía ser en enero durante los últimos años, pero este año he preferido tomarlas un poco más tarde. Me he hecho el petate y aquí estoy, en una casa llamada Peña del Águila, en Almodóvar del Río, a media hora de Córdoba.

Me vine para acá el día 20 de marzo, hace ya una semanita. Vuelvo a la capital del viejo Reyno el día 11 de abril. El viaje de ida fue un viaje en tren muy tranquilo y agradable, Pamplona-Madrid-Córdoba, seis horas y media más o menos, incluyendo casi una hora y  media en Atocha, donde aproveché para comer los bocatas que me traía de casa, con algún pequeño añadido líquido…

La actividad aquí va a ser la que suelo hacer una vez al año: o sea, plan tranquilo para poder rezar sin prisas, descansar, hacer deporte, estudiar… lo que se llama “un curso anual”. Y convivir con la gente que está por aquí, claro.

Nos está haciendo un tiempo de perros. Sin paliativos. ¿Para qué disfrazarlo?. Lluvia, temperaturas más bien bajas (no tanto como en Pamplona),… en fin, qué se le va a hacer. De todas formas en estos días ya he salido cuatro veces a correr por aquí (hoy he vuelto “chirriao” de agua) y he hecho un par de incursiones breves en Córdoba capital (downtown Córdoba), para callejear un poco. La celebración típica de la Semana Santa andaluza está siendo en Córdoba casi inexistente, me temo. Pero mañana, Jueves Santo, hay mejor previsión de tiempo; esta va a ser la mía: hay por aquí unos cuantos que estamos animados para estar un rato majo por Córdoba, para visitar al Santísimo en los Monumentos y vivir las procesiones que salgan por la tarde y noche. Me apetece a saco; las pocas veces que he podido estar en la Semana Santa sevillana he comprobado que es una experiencia verdaderamente excepcional.

En fin, ¿qué mas?. Bueno, la casa en la que estoy: una estupenda casa estilo señorial campestre. Tiene cosas muy bonitas, realmente. Aunque no es antigua, se ve que cuando la hicieron consiguieron muchos elementos rústicos: unas puertas estupendas, mobiliario también rústico muy bonito, etc. Tiene un oratorio estilo andaluz, muy agradable: paredes blancas con una base de un metro de azulejo, retablo estilo barroco con una imagen muy bonita de la Virgen del Carmen, un sagrario también estilo barroco (estamos en Andalucía…) de orfebrería cordobesa, muy digno y bonito. El comedor también es muy agradable, espacioso y con dos estupendas alacenas de madera tallada monumentales. Por otra parte, en toda la casa abunda el género “cornutto”: en la sala de estar, dos cabezas de toro. En la entrada, una cabeza de ciervo; en el comedor, 20 (contadas) cornamentas de ciervo, algunas más en los pasillos… en fin, la verdad es que se está muy bien aquí. Es muy agradable y el puntito de comodidad que le falta por los años que tiene no deja de ser también algo encantador. Gracias a Dios, hay mucha gente buena y generosa; el caso de Peña del Águila es paradigmático: una familia cordobesa construyó e instaló la casa hace algunos decenios y la puso a disposición de la Obra para que se utilizase en actividades formativas; la propiedad sigue siendo suya, pero están totalmente desprendidos de ella con una elegancia y generosidad admirables. ¡Qué menos que acordarnos de rezar por ellos!.

Ayer organizamos algunas excursiones por los alrededores. Me fui a Montilla, un pueblo a una horita de aquí, de donde proviene el vino de Montilla, claro… como uno de los que íbamos estaba emperrao en irnos primero a un hiper para llenar la mochila de cerveza y queso (es un holandés que lleva bastantes años en España), llegamos allí un poquito tarde y ya no cogimos la visita guiada a Alvear. Lástima. Pero nos resarcimos…

Por otra parte, el día de ayer fue un darse de bruces de lleno y sin anestesia con la Andalucía auténtica: la señora simpática, las monjas y sus pestiños, la iglesia cerrada porque están preparando los pasos para la tarde, uno que va a hasé un mandao, todo cerrado desde la una (aunque en el cartel ponga desde las dos) hasta las cinco, aceitunas en adobo,… algo delicioso. Nos topamos en plena calle con una señora que, viéndonos algo despistados, nos aborda y se está con nosotros media hora: conoce a la madre Abadesa del convento de Santa Clara, y le llama por teléfono para que nos lo enseñe por la tarde; conoce a Teresa de la oficina de turismo y le llama para que nos abran la casa de San Juan de Ávila, quenohlapodéihperdé, como queremos tomarnos un aperitivo con un Montilla nos lleva a una taberna del pueblo en la que no os van a cobrá de má, nos recomienda la tapa que tenemos que tomar, nos da su teléfono para que le llamemos por la tarde si tenemos algún problema,… en fin, un sol de señora. Nos da la tarjeta de su casa de turismo rural (en fin, hay que venderse); me parece que, como un mínimo detalle de agradecimiento, tengo que poner aquí un link a su web.

Por la tarde, ya que nos habíamos quedado sin visita a la bodega nos dedicamos a la ruta de San Juan de Ávila, que está enterrado en Montilla (bueno, ahora deben tener los restos mortales del pobre por ahí paseando por toda España). Vimos la casa del santo, donde vivió veinte o treinta años hasta su muerte; nos la enseñó el que está allí, que se dedica profesionalmente al estudio de la vida de San Juan y nos contó muy bien detalles interesantes, con gran devoción y profundo conocimiento. Luego fuimos al convento de Santa Clara y estuvimos allí como una hora y media viéndolo; nos lo enseñaron dos monjitas, muy jóvenes, muy simpáticas… y muy negras; dos monjas jóvenes de Kenya, nada menos; de las trece monjas que viven ahora en ese convento, ocho son de Kenya. Esta es la realidad. ¿España se ha convertido en tierra de misión?… No sé. El caso es que la visita fue muy interesante; en ese convento tienen unas obras de arte que son auténticas maravillas.

En fin, corto por el momento. Seguiré dando detalles: los días del Triduo Pascual, una paella que me he comprometido a hacer para todos los que estamos (26, no muchos), más salidas a correr, las asignaturas que me he traído para hacer aquí, algunas fotos, etc. etc.

Anuncios

Acerca de Juan

Con los ojos abiertos, ¡y con poco tiempo!
Esta entrada fue publicada en cosas... y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a La Peña del Águila

  1. M Dolores garcia-vaquero salazar dijo:

    Qubien estas!! Los andaluces en su linea. Nosotros hemos estado unos dias en Sevilla y e todo muy autentico. por cierto el link a la casa rural no me funciona. Besos y que descanses. Estamos en Sanse. Cuando vuelves a Navarra?

    Me gusta

    • jgvaquero dijo:

      Loli, pues la verdad es que estamos muy bien aquí, sí. Ya he corregido el link, ahora funciona.
      Vuelvo paPamplona el día 11 de abril. A ver si me recibe una climatología un poco más favorable que la que dejé…
      Un beso!!

      Me gusta

  2. /Users/emiliolinares/Downloads/IMG0002A.jpg
    ¿Te suena esto?.
    Me encanta que los vascos seáis capaces de apreciar la sensibilidad que nos adorna a los andaluces y el espíritu de servicio, incluso con los bárbaros del norte. Podrás comprobar que disfrutamos enseñando nuestra tierra a cualquiera sin distinción de raza, credo o condición.

    Un abrazo.

    P.D. Se nota que estás fuera; en tú casa andan un poco desmadrados. Se nota que no está el JEFE.
    Recuerdos de tus vecinos del ascensor.

    Me gusta

    • jgvaquero dijo:

      Linareh, pues la verdad es que esto es una maravilla.
      Efectivamente, la foto aquí no chuta. Pero ya la he visto en el mail que me has mandado y no me suena ese patio… ¿puede ser en el castillo de Almodóvar, que antes se usaba para hacer convivencias de chavales y tal?. Quiero visitarlo algún día de estos, por cierto… ya te contaré a ver si me suena ese rincón por allí.
      Abrazo!!!

      Me gusta

  3. Tomás Ramírez dijo:

    ¡Que disfrutes en tu curso anual Juan, carga bien las pilas…..que en Navarra las vas a necesitar.
    Tomás

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s